CÓMO REDUCIR EL CONSUMO DE CALEFACCIÓN EN UN 80%

El informe del Grupo de Trabajo de Rehabilitación (GTR) presentado en el Congreso Nacional del Medio Ambiente CONAMA de 2012, señala que es posible reducir la necesidad de calefacción de nuestras viviendas en un 80%, en un plazo de 38 anys (hasta 2050), mediante la rehabilitación energética integral del gran parque residencial del que dispone nuestro país.
Per això, es imprescindible contar con el impulso económico de dos partes:

-Por un lado, el propietario del inmueble, quien debe invertir en la mejora energética de su vivienda, sabiendo que el dinero que gasta en ello es el ahorro que va a obtener en los próximos 20 anys, empezando a recuperarlo desde el mismo momento en que realiza la rehabilitación. Més, puede disfrutar en su vivienda de un confort del que antes no disponía.

-D'altra banda, 1 nivel gubernamental se debe crear el escenario propicio para dar pie a la rehabilitación, mediante normativa y ayudas financieras y económicas. Si se consigue rehabilitar 10 millones de viviendas hasta 2050, dicho informe calcula que se generarían alrededor de 130.000 empleos, y además se reducirían las emisiones de CO2, cosa que contribuye a alcanzar el objetivo de la Unión Europea de reducir el 20% de las emisiones de GEI para 2020.

El informe GTR considera que la rehabilitación energética de viviendas genera unos 18 nuevos empleos por cada millón de euros invertidos, un dato calculado a partir de la media de 15 estudios sobre los impactos de la renovación de edificios en Europa y otros países. “Lo que no se ha hecho nunca seriamente en este país es plantearse una rehabilitación energética profunda en la edificación”, asegura Albert Cuchí, profesor de la Universidad Politécnica de Catalunya y uno de los autores de este informe. En España una vivienda puede consumir 75 kWh/m2 y año en calefacción cuando el estándar de eficiencia alemán Passivhaus baja esa cantidad a 15 kWh/m2 y año, explica este arquitecto.

Los expertos citados en el Conama 2012 coinciden en que para conseguir reducir el 80% del consumo energético en viviendas, la mejor solución es realizar una rehabilitación integral del inmueble, ya que en ellas se tiene en cuenta el ahorro total que se podría obtener, realizándose una única inversión de la que se obtienen ahorros y confort inmediatos. En cambio, si se realizan mejoras parciales de forma paulatina, la inversión no se recupera tan rápidamente, y más tarde no se podrá invertir nuevamente en otras mejoras relacionadas con la eficiencia.

Equip www.inarquia.es
Font: Conama 2012