Rechazo unánime de la oposición en el Congreso a la reforma eléctrica

Los partidos de la oposición en el Congreso han rechazado hoy de forma generalizada el proyecto de ley de reforma eléctrica presentado por el Gobierno, argumentando que mantiene los privilegios del oligopolio energético a la vez que se perjudica a las energías renovables y se impide el desarrollo del autoconsumo, sin conseguir solucionar el problema del déficit tarifario. El rechazo de la oposición ha sido unánime, según informa Europa Press.
Rechazo unánime de la oposición en el Congreso a la reforma eléctrica El portavoz socialista de Energía, José Segura, ha asegurado que este proyecto es “inútil para el único objetivo que persigue (reducir el déficit tarifario), ineficaz para reducir la dependencia exterior, que consolida; anacrónico porque aleja al país del modelo energético europeo; injusto porque hace recaer sobre las familias la mayor parte del coste de la energía; suicida tecnológicamente porque arroja por la borda el liderazgo en renovables; e insostenible medioambientalmente al dejar en mera retórica vacía de contenido la política de ahorro y eficiencia”.

Segura ha criticado, además, toda la trayectoria legislativa energética de este Ejecutivo, que provocará múltiples reclamaciones por la retroactividad de muchas de las medidas aprobadas. Por último, ha denunciado que se ignora tanto a los grupos políticos como a los ciudadanos, “que soportan las descabelladas ocurrencias que se perpetran mes tras mes” y que se ven empujados a una mayor pobreza energética.

“Una clara involución”
Laia Ortiz, de Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), ha criticado la actitud de un Gobierno “absolutista, temerario, irresponsable y profundamente equivocado, que continúa cavando en el pozo con las mismas medidas” y que supone “una clara involución” que no permitirá afrontar los retos energéticos del futuro, ni avanzar en la independencia energética ni garantizar el derecho a una energía limpia.

Además, ha reprochado que el Gobierno acepte todas las reclamaciones del “cártel eléctrico” con respecto al déficit tarifario sin cuestionarla, y ha propuesto una alternativa a esta “contrarreforma” que supone “consolidar un sistema obsoleto, insostenible económico y medioambientalmente, que hará al país más vulnerables” y que abunda en la pobreza energética.

“Poner al sector al servicio del interés común y no al revés, ésa es la reforma que necesita este país”, ha añadido la diputada, que ha cargado duramente contra el “oligopolio” eléctrico que, pese a la caída del consumo y la crisis, registra mayores beneficios y que ha “secuestrado al Gobierno”, lo que ha conllevado asimismo la “asfixia financiera” de las renovables y las trabas al autoconsumo.

“Megaparche”
El portavoz adjunto de UPyD, Carlos Martínez Gorriarán, ha rechazado una “política errática” que están pagando los consumidores con facturas cada vez más altas y que no se beneficiará de este “megaparche”, que no va a la formación de precios ni analiza en profundidad qué energías son más eficientes ni cuánto cuesta cada una.

Asimismo, cree que es un “fracaso total de la liberalización” que el “sobrepago” a través de los Presupuestos se considere ingresos de un sistema “privilegiado” y “oligopólico”. “Es una especie de peronismo eléctrico. Y en vez de despejarlo con medidas que hagan que el sector sea más competitivo y que los consumidores paguen menos, tratan de parar el reloj en la evolución de un sistema que no para de cambiar”, ha reprochado, en referencia a la “penalización” del autoconsumo y a las renovables.

Pacto por la energíaJosep Sánchez Llibre, de CiU, ha lamentado que con esta ley el Gobierno haya “perdido una gran oportunidad” para llegar a un gran pacto “sólido y estable” que haga competitivo al sector a medio y largo plazo, y aporte al desarrollo económico.

“Sería urgente clarificar cuál es el modelo de futuro antes de adoptar medidas para reducir el déficit tarifario”, ha recomendado. Además, ha pedido una “alternativa” al sistema de generación de precios, que tiene un impacto importante en el déficit de tarifa, y ha lamentado que el Ejecutivo se “apropie” de competencias autonómicas y que se “impida la posibilidad de crecer” de las renovables. “El autoconsumo era uno de los temas más esperados, pero lejos de fomentarlo la reforma lo penaliza”, ha añadido.

Para Teresa Jordà (ERC), el proyecto va “radicalmente en contra del interés general y a favor del oligopolio, manteniendo un sistema injusto e ineficiente” y sin afrontar la “necesidad de cambiar de modelo energético apostando por las renovables”.

“Están gravando el problema de la dependencia energética”, ha pronosticado, criticando también que se “castigue” el autoconsumo mientras se permiten los “escandalosos beneficios de la mafia eléctrica española, cuyos privilegios no se eliminan”.

La diputada del BNG Rosana Pérez cree que, con esta norma, se mira “desde un punto de vista mercantilista” lo que debería ser un “servicio esencial”, al buscarse la sostenibilidad financiera del sistema sin presentar medidas para garantizar unos costes accesibles par todos los ciudadanos. “Y no se pone solución a las causas estructurales del déficit de tarifa y del mercado oligopolístico, que son un sistema de generación de precios opaco e injustos”, ha añadido, criticando por último que se frenen las renovables y se castigue el autoconsumo.

Fuente: www.energias-renovables.com